• No products in the cart.

Chefs mexicanos en el mundo

México tiene mucho que compartir con el mundo, nuestros chefs mexicanos son parte de este gran legado.

Daniela Soto-Innes

Nacida en México y quien creció en Houston, Texas.

Es chef asociada de los restaurantes Cosme y Atla en Nueva York, junto con el reconocido chef mexicano Enrique Olvera, fundador de Pujol.

A sus 28 años, Soto-Innes es la ganadora más joven del World’s Best Female Chef Award, de acuerdo con World’s 50 Best Restaurants.

Indra Carrillo – La Condesa en París, Francia

Indra, quien está a la cabeza de “La Condesa”, lugar donde se ofrecen platillos deliciosos de la cocina francesa, pero con un toque diferente.

Sus creaciones contienen ingredientes de temporada de distintas partes del mundo e incluso influencia de la comida mexicana.

Aunque abrió apenas en 2017, el restaurante fue subiendo a pasos agigantados hasta ubicarse en donde está ahora.

Paco Méndez – Hoja Santa y Niño Viejo en Barcelona, España

Aunque los dos son considerados como unos de los mejores restaurantes mexicanos en Barcelona, ambos son muy diferentes entre sí.

Hoja Santa es más elegante, sirve platillos bastante elaborados y costosos como quesadillas de trufas, mientras que Niño Viejo es una especie de taco bar en el que puedes encontrar carnitas y huitlacoche.

Como ambos están bajo la batuta de Paco Méndez, quien trabaja de la mano del grupo restaurantero de Albert y Ferran Adrià desde hace tiempo.

No nos sorprende que aparecieran en la Guía Michelin este año.

Roberto Ruiz – Punto MX en Madrid, España

En 2015 Roberto Ruiz fue el primer mexicano en obtener una Estrella Michelin en el Viejo Continente, y lo vuelve hacer de nuevo este año gracias a su labor en Punto MX.

Un restaurante con un menú súper variado en el que puedes encontrar platillos con insectos y lo mejor de la gastronomía mexicana.

Cosme Aguilar – Casa Enrique en Nueva York, Estados Unidos

Originario de Chiapas, este chef ya había ganado una Estrella Michelin en el 2014, convirtiéndose en el primer latino en obtener dicho reconocimiento en la Gran Manzana.

Los platillos de su restaurante son herencia de su madre y se podría decir que son de esos que sirven en cualquier comida corrida mexicana.

Sin embargo, su talento y toque especial lo llevaron a él y a Casa Enrique a ser unos de los mejores.

 

Comments

comments

Sorry, the comment form is closed at this time.